La enseñanza obligatoria es una de las etapas más conflictivas y difíciles de afrontar para los alumnos, pues a los problemas académicos se les unen los conflictos típicos de la adolescencia. Debido a ello, resulta vital para el estudiante poder dedicar unas horas extras a las materias más importantes.

En Aleis somos conscientes de esta situación, y por ello ofrecemos clases particulares en las que se imparte una enseñanza totalmente individualizada y adaptada a las necesidades de cada alumno.

Para conseguir este objetivo, cada alumno recibirá una enseñanza adaptada al currículo vigente en cada centro educativo. Además, también garantizamos una enseñanza orientada a la adquisición de métodos y técnicas de estudio para los alumnos.